Boca del Río, Ver., 25 de septiembre de 2016.- El incendio del buque tanque “Burgos” frente a la costa de Veracruz evidenció que APIVER no está preparado para este tipo de contingencias, dejando un daño irreparable para el entorno.

Así lo señaló Sergio Armando González Ramírez, coordinador local de Sea Shepherd Conservation Society, quien criticó la actuación de las autoridades portuarias ante el accidente.

“Tienen un proyecto de ampliación de puerto y sí nos dejó claro, no nada más a Sea Shepherd sino a toda la ciudadanía, es que el puerto no tiene la capacidad de respuesta ante este tipo de contingencias tan grandes. Necesitamos que si se va a ampliar el puerto de Veracruz las autoridades competentes deben tener un equipo de contingencia especial para estos casos”, señaló.

Describió que la APIVER debería tener un buque bombero, por lo menos, además del producto necesario para atender la emergencia y una barrera de contención para combustibles.

Mencionó que el sábado por la tarde varios miembros de la agrupación ambientalista se acercaron a kilómetro y medio del buque tanque.

Describió que observaron fuego en la superficie del agua. “Por lógica, eso significa que se derramó algún hidrocarburo y se estaba incendiando en ese momento”, expresó González quien añadió que alrededor del barco no había ninguna barrera de contención.

Se pronunciaron en vigilancia permanente y afirmó que continuarán realizando diversos viajes hacia la zona del incendio para constatar la labor de las autoridades.

Consideró que el accidente en el “Burgos” ha generado ya una consecuencia irreversible para el medio ambiente, no solo en el mar, sino también en el aire. “Esto, lamentablemente, ya no se puede remediar. El fuego se les salió de control, perdieron la nave, perdieron el líquido y lo que están tratando de mitigar es el impacto ambiental”, expresó.

Sea Shepherd Conservation Society es una organización que fue fundada en 1977 para conservar la vida marina.

Dejanos tus comentarios