La llegada de la ex administradora general de la Universidad Veracruzana, Clementina Guerrero a la Secretaría de Finanzas y Planeación del Estado de Veracruz, es más que significativa.

Significa que Miguel Ángel Yunes Linares, gobernador electo, está tomando el control adelantado del Estado.

Tal vez ese sea el motivo por el que hoy ya no fue noticia la toma del Palacio de Gobierno y la Casa Veracruz por parte de los alcaldes panistas y perredistas.

La trinchera panista guarda ya un silencio que no se había sentido en los últimos meses.

Hay silencio también de parte de la dinastía Yunes que ha comenzado a gobernar el estado.

Dejanos tus comentarios