Ciudad de México a 10 de noviembre de 2016 (Eje Central).- El exgobernador de Sonora, Guillemo Padrés, minutos antes de las 10 de la mañana al Juzgado 12 de Reclusorio oriente para comparecer por los delitos de defraudación fiscal y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Horas antes, anunció que “en un acto de congruencia” se presentaría este miércoles ante un juez para enfrentar los cargos que se le imputan.

En entrevista con Ciro Gómez Leyva, habló sobre el proceso legal en su contra y aseguró que todo se debe a un descrédito público que él y varios políticos tienen a causa de “un sistema que quiere emparejar cartones con alguien de otro partido”.

“Soy un perseguido político. Voy a demostrar la mala fe, alevosía y ventaja de la PGR”, sostuvo.

Insistió varias veces en que no es culpable y que no hay delito, también dijo que tiene pruebas y confía en que el juez valore en el acto de que se entregue por propio pie.

Padrés Elías dijo que la Procuraduría General de la República, mandó al juez un expediente rasurado y aseguró que iniciará un proceso contra la exprocuradora Arely Gómez.

Su abogado, Antonio Lozano Gracia, dijo que la decisión de entregarse había sido es una decisión personal del exmandatario y que “sólo podía tomar él” , no obstante la calificó de correcta y dijo que van a demostrar que no hay delito alguno.

Al ser cuestionado sobre si estará preparado para la cárcel, Padrés dijo que no, que está muy preocupado y dolido, pero dijo que debe sentar un precedente para que todos los servidores públicos acusados enfrenten los cargos y demuestren su inocencia o acepten su responsabilidad y cumplan con su condena.

También lamentó que el PAN haya suspendido sus derechos “y no valore las pruebas”.

A sus salida de Radio Fórmula, el exgobernador y su abogado se trasladaron al Juzgado 12 del Reclusorio Oriente.

Compartir

Dejanos tus comentarios