Boca del Río, Ver., 12 de septiembre de 2016.- Los matrimonios igualitarios ya están permitidos en México desde 2015, cuando la Suprema Corte de Justicia de la Nación los consideró constitucionales, puntualizó Antonio Medina Zamora, académico de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Ante las manifestaciones del fin de semana en contra y a favor del matrimonio igualitario, el profesor señaló que el debate por los matrimonios igualitarios “Es un tema que ya está juzgado, que la Suprema Corte dijo que es discriminación si un juez o jueza no quiere unir en matrimonio a una pareja del mismo sexo”.

Explicó que ya se discutió en el pasado, luego de que en 2007 la Ley de Sociedades de Convivencia se aprobó en la Ciudad de México y el Pacto Civil de Solidaridad se llevó a cabo en Coahuila.

“Te puedo decir que fui de los primeros en convivenciarme, en casarme con mi esposo en un espacio público en la Ciudad de México bajo la Ley de Sociedades de Convivencia, ya llevamos muchos años en esta discusión”, expresó el investigador.

Recordó que la Suprema Corte de Justicia de la Nación en 2015 declaró constitucional el matrimonio igualitario. “Vuelve a ratificar y además a hacer una argumentación sociohistórica, política, extraordinaria, en la que una de sus conclusiones es que la realidad social, es que existimos familias conformados por personas del mismo sexo, con hijos o sin ellos, y que por tanto esa realidad de estas familias, aunque seamos una minoría, tiene que estar protegida por la ley”, explicó Medina Zamora.

Subrayó además que el artículo primero de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos rechaza todo tipo de discriminación.

La propuesta del presidente Enrique Peña Nieto, afirmó, viene a mover la relación entre la Iglesia y el Estado, despojando de control a la organización religiosa en el tema de los matrimonios.

“Hay un enojo muy grande de la Iglesia Católica y de grupos conservadores porque el avance social, político y cultural sobre el tema de las familias en general, no nada más de la diversidad sexual, también las familias conformadas por madres solteras, padres solteros, familias que se componen de relaciones anteriores con hijos diferentes, hijos nuevos de relaciones, todas tenemos que tener los mismos derechos”, declaró.

Antonio Medina comentó que quienes desean despojar de sus derechos y de los beneficios del Estado a las personas “tienen una visión corta, retardataria y oscurantista” y afirmó que “no son la mayoría”.

“Yo creo que la sociedad quiere paz, quiere concordia, no quiere odio, que es lo que está generando la Iglesia Católica y los grupos conservadores”, dijo.

Dejanos tus comentarios