Exclusiva

Ciudad de México a 19 de octubre de 2016.- El gobernador con licencia de Veracruz, Javier Duarte, ya busca un abogado defensor para enfrentar la orden de aprehensión y las acusaciones que se le imputan ante la Procuraduria General de la República (PGR).

Se sabe que Duarte de Ochoa y su familia han tocado las puertas de los buffets jurídicos más importantes de la Ciudad de México.

Duarte ha contactado al abogado Juan Velásquez, mejor conocido como “el abogado del Diablo”, quien llevó el caso de Raúl Salinas de Gortari a finales de los 90; además de que fue defensor de Luis Echeverría, José López Portillo y Arturo “El Negro” Durazo.

Las puertas del despacho del abogado Velásquez, ubicadas en Altavista, muy cerca de la Casa Museo Frida Kahlo y Diego Rivera, le fueron cerradas al político cordobés.

Javier Duarte se atrevió incluso a consultar a Fernando Gómez Mont, ex secretario de Gobernación con Felipe Calderón (2008-2010), mismo que le negó cualquier tipo de apoyo jurídico.

En ambos casos, los abogados han rechazado al priista. En primer lugar por cuestiones políticas y, finalmente y con mayor peso, Duarte no presenta liquidez financiera. Estos abogados piden un 30 o 50 por ciento de adelanto , mismos que el político no quiso pagar.

Sería un despacho de abogados jóvenes lo que tomarían el caso del gobernador con licencia de Veracruz, quienes se sabrá en pocos días ante la campaña mediática que se sostiene en Medios Digitales y Nacionales.

Dejanos tus comentarios