Xalapa, Ver., 21 de noviembre de 2016.-La dirección de Salud Pública de los Servicios de Salud del estado, detectó que las pruebas rápidas de VIH para mujeres embarazadas compradas durante el mandato de Javier Duarte de Ochoa, daban resultados falsos, por lo que ordenó a las 11 jurisdicciones sanitarias resguardarlas.

Con un valor de 9 millones de pesos, el lote de 70 mil pruebas rápidas de VIH fue resguardado y entregado al proveedor para que su reposición, según información de la denuncia penal interpuesta ante la PGR.

Asimismo se informó que la empresa que ganó la licitación, Comercio y Servicios Administrativos del Golfo SA de C.V., simuló la reposición ya que sólo cambiaron los empaques, dejando el mismo producto inservible.

Estos hechos fueron denunciados en su momento ante el Ministerio Público por el entonces secretario de Salud, Juan Antonio Nemi Dib.

Con información de El Universal.

Dejanos tus comentarios