Veracruz, Ver.- La Comisión Nacional del Agua (Conagua) suspendió desde diciembre del año pasado los permisos a los constructores para utilizar el acuífero que les permitiría edificar pozos de agua potable para nuevos complejos habitacionales en Veracruz y Boca del Río, confirmó el vicepresidente Nacional de Canadevi, Carlos Ramírez Capó.

Sin el permiso de la Conagua para construir pozos en cada nuevo fraccionamiento, el gobierno federal no otorga a las constructoras la anuencia para el Dictamen Técnico Único (DTU) que es el permiso definitivo para iniciar con la edificación de los mismos.

Este cese de permisos está autorizado para las cuencas de esta conurbación, porque la Conagua argumenta que los mantos acuíferos están llegando al fin de su vida útil.

Hasta el momento, hay solicitudes de al menos cuatro fraccionamientos nuevos que no podrán iniciar mientras no se resuelva esta situación.

Grupo MAS también deberá trazar una estrategia que permita a los constructores no frenar el desarrollo de vivienda.

En otro tenor, manifestó que la adquisición de vivienda ha caído en 17 por ciento este año, lo cual es sumamente preocupante para los integrantes del sector.

Ramírez Capó viajó a la Ciudad de México para continuar las gestiones en la Cámara de Diputados, donde solicitará no se le recorte el subsidio al sector vivienda en 2017.

Ya que en la propuesta del PEF 2017 se está planteando recortar de 9 mil millones de pesos a 6 mil 500 millones de pesos el subsidio a la vivienda, puesto que existe un recorte a Sedatu, Secretaría de la cual depende la Comisión Nacional de Vivienda.

Dejanos tus comentarios