Ciudad de México., 18 de agosto de 2016.- El PRI Nacional dio entrada a la solicitud de expulsión contra tres gobernadores y un exmandatario estatal, entre ellos el veracruzano Javier Duarte de Ochoa. Los señalados tendrán que demostrar que no incurrieron en actos de corrupción; de lo contrario serán expulsados del partido.

La Comisión Nacional de Justicia Partidaria del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del Partido Revolucionario Institucional (PRI) dio a conocer que comenzará un proceso interno contra tres mandatarios y un exgobernador.

Ellos son los gobernadores de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa; de Quintana Roo, Roberto Borge, y de Chihuahua, César Duarte. Además, admitió iniciar un proceso contra el exgobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina.

Fernando Elías Calles, presidente de la comisión, señaló al diario Reforma que el proceso comienza pidiendo a los órganos estatales del PRI pruebas de los señalamientos por corrupción que existen contra estos políticos.

Luego, se les notificará del proceso a los acusados y se les dará derecho a audiencia ante el CEN del PRI.

Finalmente, se determinará si pierden derechos como militantes o son expulsados del partido.

El proceso se realiza tras la solicitud del consejero político nacional Armando Barajas, quien pidió la suspensión de los cuatro políticos, y en su caso, la expulsión, a causa de los diversos señalamientos por actos de corrupción y las denuncias que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) ha interpuesto contra ellos.

Dejanos tus comentarios