Ciudad de México, 16 de octubre de 2016 (Tomado de Excelsior).- Las autoridades mexicanas informaron hoy de la detención en la capital del presunto autor del asesinato de dos sacerdotes secuestrados a mediados de septiembre pasado en un templo en el municipio de Poza Rica, en el oriental estado de Veracruz.

Trabajos de inteligencia y gabinete permitieron a la Procuraduría General de Justicia (PGJ, fiscalía) capitalina cumplimentar una orden de aprehensión contra un hombre relacionado en el homicidio de dos sacerdotes victimados en Veracruz”, indicó la Fiscalía en un boletín.

El probable responsable fue detenido junto a otra persona luego de haber perpetrado a mano armada el robo de un auto en la capital, si bien el vehículo y los presuntos autores del crimen fueron localizados poco después del suceso por las fuerzas de seguridad, explicó la fiscalía.

Los detenidos fueron arrestados el pasado 13 de octubre, después de haber despojado con violencia a una pareja un automotor Nissan tipo Versa, así como sus pertenencias, cuando se encontraban a bordo del vehículo, estacionado”, detalló el escrito.

El robo fue rápidamente reportado a la policía y estos iniciaron junto con las víctimas la búsqueda del vehículo.

Hallaron la unidad, y los dos ladrones emprendieron la huida, pero fueron detenidos poco tiempo después.

Fueron “reconocidos e identificados plenamente por los ofendidos”, y durante la investigación del caso se obtuvo que “uno de los imputados contaba con una orden de aprehensión pendiente de cumplimentar”.

Esta orden de arresto es relativa al “proceso penal del 27 de septiembre de 2016 en el municipio de Poza Rica, Veracruz, por el delito de secuestro agravado de dos hombres, quienes en vida fueron sacerdotes, privados de su libertad por el ahora imputado”.

Dos sacerdotes católicos fueron asesinados el pasado 19 de septiembre después de haber sido secuestrados en un templo de Poza Rica.

En el suceso perdieron la vida los dos sacerdotes y el conductor de los religiosos.

Ese mismo día se anunció que se había identificado a un “probable responsable” del suceso.

Dejanos tus comentarios